Palazzo Vecchio: Florencia como era durante el Renascimiento

Panoràmica

  • Idiomas: italiano e inglés
  • Para quién: para todos
  • Duración: una hora y media
  • Número mínimo de participantes: 4, máximo 10 personas
  • Cuándo: sábado a las 10:00, domingo a las 14:30

Florencia como era durante el Renascimiento

Todos conocen los famosos frescos que Masolino y Masaccio realizaron dentro de la capilla de Felice Brancacci durante los años veinte del siglo XV. Pero no es tan famosa la relación que une las pinturas del ciclo de las historias de San Pietro y el contexto urbano de aquel periodo: son muchas las referencias a lugares y monumentos de Florencia del siglo XV que forman el escenario de las historias sacras representadas, confiriendo a los episodios bíblicos una actualidad y cercanía extraordinarias a los ojos de los contemporáneos de Masolino y Masaccio. Además de la verdad - completamente humana - de sus personajes, también el contexto asume formas nuevas y apariencias reconocibles: la realidad terrena se transforma en medida del sacro; las colinas y las montañas pobladas de haciendas aisladas, tan parecidas a los Apeninos toscanos, modelan el paisaje del Tributo a San Pietro; por otro lados, el ambiente en el que cobran vida los milagros de la Curación del cojo y la Resurrección de tabida preservan micro-detalles extraordinarios de vida cotidiana: las macetas en las ventanas, la ropa tendida, las jaulas de pájaros, los monos atados, el piso, los vecinos asomados a platicar.

Los frescos revelan de este modo su carácter de documental, como las fuentes escritas, llevando al visitante actual a "leer" las historias de la Capilla con los ojos de quien observaba las escenas a mediados del siglo XV y las comprendía porque estaban incluidas en su propio horizonte urbanístico y social. En la primera parte - en Palazzo Vecchio - se propondrá al público un recorrido de lectura de los frescos de la Capilla Brancacci gracias a la película El ojo de Masaccio, que permitirá iniciar un atento análisis iconográfico de las varias escenas, indicando su verdad documental y resaltando sus peculiaridades. Los visitantes serán guiados, posteriormente, por un breve recorrido por las calles del centro de Florencia para poder observar en vivo los particulares que Masolino y Masaccio incluyeron en su obra. El itinerario terminará en el complejo del convento de Santa María del Carmen, donde se podrá visitar la Capilla pudiendo restituir a los frescos el completo significado artístico, religioso y social que delineaba el rostro de Florencia en el siglo XV.

El recorrido inicia en Palazzo Vecchio y se completa en la Capilla Brancacci, con una duración total de 2 horas.

Detalle de precios

Calendario

Leer más

Share this Service